Aprender a leer en otro idioma

Aprender a leer en otro idioma

Leer en otro idioma es algo que trae muchos beneficios. Es un proceso, que con práctica, ayuda a un avance sorprendente. Pero antes de hablar de todo ello, queremos contarte el Origen del Día del Libro. Se remonta a 1926. El 23 de abril de 1616 fallecían Cervantes, Shakespeare e Inca Garcilaso de la Vega. También en un 23 de abril nacieron – o murieron – otros escritores eminentes como Maurice Druon, K. Laxness, Vladimir Nabokov, Josep Pla o Manuel Mejía Vallejo. Por este motivo, esta fecha tan simbólica para la literatura universal fue la escogida por la Conferencia General de la UNESCO para rendir un homenaje mundial al libro y sus autores, y alentar a todos, en particular a los más jóvenes, a descubrir el placer de la lectura y respetar la irreemplazable contribución de los creadores al progreso social y cultural. Es tradicional regalar una rosa al concluir una lectura, evento o pregón y que los enamorados y personas queridas se intercambien una rosa y un libro.

Y… ¿QUÉ ES LEER?

Leer es situarnos frente a un texto escrito y decodificar el mensaje que nos quiere transmitir el autor. Es decir, es un proceso mental y visual. En este proceso se deduce el significado de un texto, se interpreta su contenido, se comprende el mensaje, se realizan inferencias y cuestionamientos. Imagina, además, conseguir leer en otro idioma. 

Pero leer no es solo reproducir un texto en sonidos, sino que es una actividad de interacción. Cuando escribimos un texto organizamos el contenido de nuestro pensamiento de manera que el otro pueda comprenderlo mediante la lectura. Y leer, por tanto, nos ayuda a organizar nuestro pensamiento de acuerdo con el orden de ideas en el que ha sido escrito el texto. 

La lectura en un medio eficaz de fecundar nuestro mundo interior. Y no sólo por lo que tiene de enriquecedor adquirir conocimientos, sino también porque nos permite al filo de ella, con pequeñas interrupciones, dedicarnos a la reflexión. En muchas ocasiones un libro puede ser más beneficioso por lo que evoca, por lo que estimula nuestro pensamiento, que por lo que dice. Lo realmente importante de la lectura es apropiarse intelectualmente de lo leído, digerirlo, convertirlo en pensamiento propio. 

La lectura como un proceso

Aprender a leer en otro idioma es un proceso que comienza en una edad muy temprana, entre los cinco y seis años en la escuela primaria. Aprender a leer abre las puertas de la educación y la escritura que es otro proceso importantísimo en la formación intelectual de una persona.

Para que el proceso de lectura sea posible, varios aspectos se ponen en juego. En primer lugar, la cuestión física, ya que es necesario el movimiento ocular y la fijación de la vista para leer. Además, se producen varios procesos internos dentro de nuestra mente. Cuando leemos, lo que hacemos es visualizar las palabras. Luego, se produce un proceso de fonación (consciente o no) en que la lectura pasa al habla y audición que pasa al oído. Finalmente, la celebración entra en juego para que la información llegue a nuestro cerebro y podamos comprender.

Un proceso 

Al leer, para el cerebro humano la primera y la última letra son las más importantes.

Según Matt Davis, de la Universidad de Cambridge, el cerebro lee palabras completas, y a menudo puede hacerlo con solo tener la primera y la última letra en su lugar. De hecho, un estudio encontró que las letras desordenadas en el medio de las palabras solo reducen la velocidad de lectura en un 11 por ciento.

Cuando lees en tu idioma nativo, tu cerebro automáticamente establece conexiones desde el contexto y la familiaridad con las palabras mediante el uso de la primera y la última letra para acelerar los procesos de decodificación y comprensión al leer.

Pero, ¿qué pasa si ni siquiera sabe cuáles son esas letras, y mucho menos qué palabras forman? ¿Cómo procesará tu cerebro el material que intentas leer, si no conoces la lengua?

La razón por la que es tan difícil leer en un idioma que se está aprendiendo es porque el cerebro no puede usar este proceso natural para acelerar el proceso de lectura. No tiene la ventaja de poder extraer fácilmente el significado de palabras y oraciones. Tienes que trabajar mucho más duro.

El conocimiento cultural es parte esencial de la comprensión de cualquier texto.

Puede ser difícil entender el humor, las referencias históricas y de la cultura, y la jerga específica de determinados ambientes. Es posible que se entiendan todas y cada una de las palabras, pero el significado del contexto más amplio puede perderse.

Al leer en un idioma nuevo, todo se percibe de forma diferente, y muchas cosas son diferentes. Los símbolos que representan sonidos a menudo son diferentes, incluso en idiomas que también usan escritura latina. Por ejemplo, la t en portugués hace algo más parecido al sonido ch. En español, -e tiene el mismo nombre que llamamos la letra -a en inglés.

Y puede parecer aún más complicado con idiomas que no usan escritura latina. Incluso la direccionalidad de la lectura puede ser diferente. En coreano, lees de izquierda a derecha y de arriba a abajo. 

Todos esos elementos diferentes son confusos y ajenos a lo que su cerebro está acostumbrado a procesar. Es por eso que una persona que puede leer con facilidad y precisión mientras, de repente se vuelve analfabeta cuando intenta leer en un segundo idioma. 

Cuando consigues leer en otro idioma, puedes aprender cualquier cosa.

Al aprender a leer en otro idioma que se está estudiando, se obtiene mucho más de la experiencia de aprendizaje. Cuando se encuentran palabras en varios contextos diferentes a través de la lectura, se comienza a entender y comprender el vocabulario de una manera más significativa. Las habilidades lingüísticas adquiridas con la lengua materna son transferibles. 

Los buenos lectores no solo decodifican palabras, sino que negocian el significado, hacen predicciones, usan conocimientos previos y crean imágenes de lo que leen. Los buenos lectores leen rápidamente, leen con precisión.

Aprender a leer en otro idioma abre el camino para aprender palabras y estructuras sintácticas diferentes. Leer en un idioma extranjero ofrece vocabulario en fragmentos significativos. Cuanto más se acerque nuestro cerebro al patrón de un hablante nativo en nuestro idioma de destino, mayor será nuestro nivel de competencia.

Técnicas para aprender a leer en otro idioma 

1: Empieza con conversaciones.

2: Elige textos que sirvan para resolver cuestiones reales. 

3: Elige textos que te diviertan.

4: Marca textos significativos y léelos una y otra vez.

5: Aprovecha los cientos de recursos que ofrecen hoy Internet

Post A Comment

You must be logged in to post a comment.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Abrir chat